DIRECCIÓN DE OBRA.

El Director de Obra, tiene que velar por el correcto avance de la obra, es decir, tiene que controlar todo el proceso constructivo de la obra, en todos sus aspectos como ser: el cronograma de ejecución de la obra, calidad de la obra, costo de ejecución de la obra y otros.

El Director de Obra tiene que tener en cuenta los siguientes criterios en la realización de una obra.

  1. Producir más
    y más rápidamente.
  2. Reducir la fatiga de los que intervienen.
  3. Prever el riesgo de accidentes.
  4. En lo posible tratar de reducir el costo de la obra.
  5. Mejorar la calidad de la obra.
  6. Buscar el máximo beneficio para su empresa y la mejor distribución de todos los empleados que tiene a su cargo.
  7. Mejorar los métodos de trabajo, siempre y cuando el pliego de condiciones lo permita.
  8. Definir y repartir bien las tareas asignadas a las diferentes partes de la obra, buscando especialidades.
  9. Utilizar en lo posible los mejores rendimientos de las maquinarias y medios auxiliares, evitando tiempos muertos y usos incorrectos.
  10. Estimular inteligentemente a sus colaboradores, valorando sus cualidades de entrega y adecuada formación.
  11. Organizar cada puesto de trabajo en forma racional de espacios y tiempos.
  12. Integrar un proceso de seguridad en cada proceso de construcción.
  13. Mejorar los controles de producción y gastos.
  14. Conocer en totalidad los gastos generales de la obra, buscando una reducción inteligente.
  15. Controlar las calidades de los materiales y las posibles mejoras de cada proceso de construcción.
  16. Estudiar los medios que mejorarían la producción en la obra.
  17. Organizar la obra con claro reparto de obligaciones y responsabilidades.

Las obligaciones y responsabilidades que tiene que tener un Director de Obra son las siguientes:

ANÁLISIS DE DEFINICIÓN DEL PROCESO CONSTRUCTIVO.

El Director de Obra tiene que conocer todo el proceso constructivo que se desarrollará en la obra. Si el Director de Obra participó en el proceso constructivo, es decir el proceso de estudio y planificación de la obra no cabe duda que conocerá en pleno el pliego de condiciones, los materiales, los volúmenes, los plazos, unidades de la obra, que junto a la experiencia de este, estará en magníficas condiciones para realizar su labor con un asegurado éxito.

En el caso de que pongan en sus manos un material ya elaborado por diferentes personas, el análisis del proceso constructivo se complica, esto porque se le entrega una documentación ya elaborada, la cual tendrá que dedicar muchas horas en asimilar y analizar.

El tener un pleno conocimiento del proceso constructivo de la obra, le permitirá al Director de Obra dar a diario las órdenes concretas a sus subordinados y prever con la debida antelación los trabajadores y materiales que necesitará en el transcurso de la construcción de la obra, también se podrá dar el caso de una emergencia por algún tipo de falla en la cual el Director de Obra deberá encontrar una solución rápida y en lo posible aminorar los gastos que este percance originó. También deberá tener en cuenta que determinadas fases del proceso no admiten variaciones, pero también habrá algunas fases que podrán tener la posibilidad de alternativas entre las cuales se debe decidir cuál será la más conveniente.

El Director de Obra deberá comunicar continuamente a sus colaboradores todo el proceso constructivo de la obra, ya que en el equipo que tendrá como colaboradores, estará conformado por personas con experiencia, que podrían contribuir a la solución de problemas y así llegar aun mejor resultado de la realización de la obra, desde el punto de vista del proceso constructivo.

EL EQUIPO HUMANO.

El Director de obra debe llegar a todos los niveles de la obra, es decir debe de tener contacto permanente con todo el personal de la obra aplicando los siguientes criterios:

  • Debe mejorar las condiciones de trabajo, siendo consciente de que en algunas fases del trabajo, esto si se diera el caso, se llevan en condiciones climatológicas duras, con cierto riesgo de accidentes, esfuerzos físicos intensos y otros. Debe velar por la seguridad dentro de la obra, marcando y exigiendo todas las normas de seguridad exigidas en el país y preocuparse por dar soluciones a los esfuerzos innecesarios del personal, etc.
  • Tiene que tener claridad y justicia en el reparto del trabajo, marcando claramente las responsabilidades del personal de la obra dando a conocer el alcance de la tarea de cada empleado, no tener exceso de personal ni tampoco la escasez de este, debe facilitar a los obreros herramientas en buen estado para que los rendimientos de estos sean mejores.
  • Debe crear un buen clima laboral, escuchando a cuantos quieran establecer un reclamo o simplemente una sugerencia para el bien de la obra, motivarlos y saber recompensarlos de diferentes formas.
  • Tiene que buscar un sistema adecuado de salarios, que estimule equilibradamente el esfuerzo de los hombres, compensando su mayor rendimiento en cada unidad de la obra.

Por otra parte, en la construcción de la obra existen subalternos del Director de Obra (Geólogos, Topógrafos, etc.) que a su vez tienen a su cargo otros subalternos, por lo que es importante que mantenga una permanente comunicación con ellos para el buen funcionamiento de la construcción de la obra. Es aconsejable un intercambio de impresiones diarias, al final de la jornada para analizar la gestión del día, corregir defectos, afinar criterios, planificar el trabajo del día siguiente y en definitiva trabajar en equipo.

DOMINIO DE LOS PLANOS CONSTRUCTIVOS.

El Director de Obra debe ser quien mejor domine todos los planos constructivos tanto estructurales, arquitectónicos y de instalaciones, y aclare a sus colaboradores cuantas dudas puedan tener.

La denominación de los planos constructivos se aplica a aquellos planos que describen claramente la constitución de los distintos elementos de la obra, como por ejemplo en una viga, debe estar explicada su sección, su longitud, el diámetro de los fierros de construcción y la distribución de los apoyos a lo largo de ella. Las escalas de estos planos constructivos deben estar en una escala conveniente.

LIBRO DE ÓRDENES.

El Director de Obra es el que debe tener la mejor y más clara información acerca del libro de órdenes, ya que es considerado como el diario de la obra, toda la información de la obra estará debidamente detallada en este. Es recomendable que al final del día, se resuman los hechos más importantes de la obra como ser la entrega de materiales, pago de ciertas adquisiciones que se realiza en la obra, órdenes recibidas, acuerdos establecidos y otros.

SUBCONTRATOS.

Un subcontrato no es otra cosa que un contrato establecido entre la empresa contratista o constructora y una tercera persona, la cual puede ser un carpintero, instalador, etc., este subcontrato contiene una serie de cláusulas, que de manera exacta y precisa expresan los compromisos de ambas partes, especificando cómo, dónde y cuándo se ha de realizar el trabajo y cómo y cuándo ha de pagarse.

Dependiendo del ítem en el cual se haya hecho la subcontratación, el Director de Obra deberá verificar la calidad de este y su buen funcionamiento, en el caso de que sea una instalación y que las mediciones de cantidades de obra de la subcontratación que este haga no varíen, con la que el subcontratista realice.

CONTROL EN LA CONSTRUCCIÓN DE LA OBRA.

En la construcción de la obra se obliga a realizar ciertos controles que permitan el correcto funcionamiento de su construcción, el Director de Obra deberá tener pleno conocimiento de estos controles. Estos controles son los siguientes:

  • El control de mano de obra. El Director de Obra realizará un control de calidad de la mano de obra desde un punto de vista de calidad de terminación de una determinada unidad que realizará el obrero. Por otra parte, otro control de calidad se verificará mediante una serie de documentos que sirven para el pago de salarios, estos documentos permitirán una comparación entre las horas trabajadas por el empleado y lo previsto en la programación de la obra.
  • El Control de materiales. Permite prever pérdidas por el mal acopio, roturas, despilfarros o robos. El Director de Obra llevará cuenta de los materiales de entrada a la obra, los pedidos establecidos, las entregas efectuadas y del material que permanece en los almacenes. Todos estos datos convenientemente tratados proporcionarán la educada información para poder comparar la previsión y realidad de consumos, en conformidad a las facturas de proveedores e inventarios.
  • Métodos y procesos empleados. El análisis de cada proceso o método empleado debe ser sometido a un permanente control analizando varios aspectos de su resultado: tiempo empleado, el costo que representa la calidad obtenida, su comparación con un patrón preestablecido y bien conocido puede llevarnos a su perfeccionamiento o sustitución.
  • El cumplimiento de órdenes. Es importante controlar la eficacia de las disposiciones establecidas con el fin de anular las improcedentes, insistir en las necesarias y exigir las imprescindibles, sancionando cuando sea preciso.
  • La eficacia del proyecto de seguridad. Es de importancia dedicar determinadas horas semanales a este proceso, realizando una visita por la obra con una visión de seguridad, analizando según el proyecto establecido las deficiencias existentes y los riesgos no previstos en el plan de seguridad
  • Control presupuestario. Es importante comparar los gastos que se tiene en la obra con la producción de esta, este proceso de control presupuestario permitirá al Director de Obra dominar todo el proceso de ejecución de la obra.

Por otra parte, el Director de Obra, tiene que realizar una serie de controles en la misma realización de la obra, y tiene que ver precisamente con el control de calidad que tendrá que realizar. Este control de calidad que realizará será desde un comienzo en el caso de que el ingeniero participe en la realización del proyecto como tal, es decir en el proyecto de la obra, seguidamente ya en la obra se tiene que realizar control de calidad de los materiales, y finalmente un control de calidad en la ejecución misma de la obra. Este control de calidad viene a realizarse desde un punto de vista de la calidad en si de la construcción, es decir el cumplimiento de normas establecidas previamente en el pliego de condiciones.

CONTROL DE CALIDAD EN EL PROYECTO.

Desde el punto de vista de la construcción un proyecto está compuesto por: la memoria de cálculos, planos, pliego de condiciones y presupuesto. En la memoria de cálculo está inmersa la parte de los cálculos hechos en el proyecto.

En lo que se refiere al control de calidad en un proyecto, éste se puede dividir en tres partes:

  1. Calidad de la solución (aspectos técnicos, costo, plazo para su ejecución).
  2. Calidad de la descripción de la solución, es decir planos, especificaciones y detalles constructivos.
  3. Calidad de la justificación de la solución (cálculos).

En lo que respecta al control de cálculos en el proyecto, es importante que el Director de Obra revise íntegramente esta parte, es decir recorrer el mismo camino que realizó el autor en la realización del proyecto, esto en el caso de que el director no sea partícipe del proyecto de elaboración de este. Otra opción de revisión se tiene la de control sin tener a la vista los cálculos originales, es decir calcular por cuenta propia, pero este método resulta ser más tedioso y engorroso en la revisión

Por otra parte, en lo que se refiere a los planos de construcción se tiene que tener en cuenta los siguientes aspectos:

  1. Una presentación correcta, es decir que estén en una escala adecuada, simbología clara y una información general suficiente, de modo que no tengan confusiones en su interpretación
  2. Que estén de acuerdo con los cálculos.
  3. Tiene que tener los suficientes detalles constructivos, estos deben ser claros, y estar en una escala adecuada, dependiendo el tipo de detalle.
  4. Es importante que no se hayan omitido detalles necesarios para la buena definición y ejecución de la obra.

Finalmente, desde el punto de vista del Ingeniero que se ocupa de la planificación, el diseño y la construcción de proyectos, como la construcción de túneles, puentes y otras estructuras que tienen el fin de satisfacer a la sociedad, es importante que los proyectos se planifiquen persiguiendo los siguientes criterios:

  1. Servir a los propósitos que especifique el cliente.
  2. Construirse mediante técnicas conocidas y avaladas, utilizando la mano de obra y el equipo disponible, dentro de un plazo aceptable para el cliente.
  3. Que sean resistentes a las cargas y al uso al que serán sometidos durante un periodo razonable.
  4. Cuando se termine el proyecto, éste deberá ser óptimo y el más bajo en costos.
  5. Los proyectos deben diseñarse y construirse con base en los requerimientos legales.

CONTROL DE CALIDAD DE LOS MATERIALES.

En lo que respecta a los materiales, el Director de Obra tiene que tener en cuenta la calidad de los materiales que se tiene en la obra.

La calidad de un material viene definida por una serie de características establecidas en la correspondiente especificación, las cuales deben ser objeto de control durante la fabricación. De estas características, unas son medibles y, por consiguiente, representables en una escala numérica: son las llamadas variables. Otras, por el contrario, son de carácter cualitativo, no medibles cuantitativamente: son los llamados atributos.

Por ejemplo, una longitud, una resistencia, etc. son variables, en cambio, presentar o no manchas en una baldosa, que haya o no fisuras visibles en un prefabricado de hormigón, estos son llamados atributos.

En el control de calidad de los materiales es necesario dividir en dos listas o partes diferentes, una de variables y otra de atributos. En lo que se refiere a la de las variables es recomendable tener un cierto límite de especificación. Por ejemplo:

Longitud inferior ® 79,20 cm Longitud superior ® 80,8 cm

Ancho inferior ® 36,6 cm Ancho superior ® 40,4 cm

En lo concerniente a los atributos, se toma en forma de defectos, por ejemplo para el caso de que en las especificaciones de un encofrado: "tiene que estar limpio", y "rígido". Se deduce lo siguiente:

Defecto 1: Encofrado sucio.

Defecto 2: Encofrado no lo suficientemente rígido.

De esta manera, el Director de obra vuelca sus expectativas en dos partes diferentes que como se dijo anteriormente son, por una parte la de variables, con sus respectivos límites y otra la de atributos con sus respectivos defectos.

CONTROL DE CALIDAD EN LA EJECUCIÓN.

El control de calidad de la ejecución de la obra se puede dividir en dos partes que son, la de planificación de la ejecución y la de ejecución propiamente dicha.

En la ejecución del proyecto se tiene las especificaciones técnicas las cuales se deben cumplir, y por otra parte están los procedimientos que definen cada una de las operaciones de construcción. La principal diferencia entre ambos conceptos radica en que las especificaciones son los documentos oficiales, públicos y de carácter obligatorio, en tanto que los procedimientos son documentos no oficiales, propios de cada empresa constructora. Estos procedimientos que se llevan a cabo en la construcción son para conseguir o establecer la normativa precedente.

El control de calidad en la planificación de la ejecución del proyecto consiste en ordenar los medios para conseguir el principal objetivo, que es la correcta construcción de la obra, es decir evitar tiempos muertos de las maquinarias, que los rendimientos de los obreros sean altos, etc., que se expondrán con mayor amplitud en capítulos posteriores.

Por otra parte, el control de calidad que el Director de Obra tiene que realizar en la misma ejecución de la obra, consiste en realizar una debida vigilancia de todas las unidades de la obra. A manera de guía se presenta el siguiente listado de actividades que el Director tendrá que realizar en el control de calidad de la ejecución de la obra.

  1. Verificación de los replanteos necesarios.
  2. Control de recepción de materiales y elementos constructivos.
  3. Comprobación de las características de los materiales.
  4. Ensayos, interpretación y aceptación o rechazo de los materiales controlados.
  5. Verificaciones dimensionales.
  6. Inspección en las unidades de obra, con determinada frecuencia.

Estos son entre otras, las labores que puede realizar un Ingeniero cuando realiza la Dirección de la Obra, que se verá en capítulos siguientes con el nombre de Superintendente de obra. A continuación se verá al ingeniero desde el punto de vista de Supervisor de Obra.

DIRECCIÓN DE OBRA. Rating: 4.5 Diposkan Oleh: Ing. Civil

0 comentarios::

Publicar un comentario